LITERAUTAS ABRIL

Ejercicio de escritura “Móntame una escena” (abril, 2018)

Hoja en blanco

¡Otra vez! ¡Esa maldita hoja en blanco! Horas frente al notebook y nada; cada comienzo es un calco del otro. Probaré lo de siempre, abrir un documento, borrar todo menos unos renglones, guardar, dejar un espacio y comenzar a trabajar. Ya no me parecerá vacía.
     —¡Hola Tim! —No sé para qué grito, este artefacto escucha el más leve susurro. ¡Qué envidia!
Ahí viene: es asombroso, cada día camina mejor. Como una persona recuperándose de una dolencia motriz.
     —Tim, escribe algo, cualquier cosa, que incluya las palabras siguientes: lencería, lápiz y limón.
De inmediato comienza a decir: —Me gusta utilizar lápiz 6B porque…
     —Espera, espera, deja eso y dime qué estás pensando. ¡No espera! — ¿Cómo qué piensa? Es como preguntarle a una computadora que hace mientras no la utilizo. ¿Estará trabajando el antivirus? ¡Qué sé yo! No puedo negar que aprende a la manera que un bebé. Me obsesiona saber que está pasando dentro de su cabeza. Continuo: —No Tim, cuéntame, lento, para que pueda escribirlo, todo ese asunto de como aprendes, eso de las neuronas y cosas así.
     —¿Te refieres a los algoritmos neuronales? ¿Si es así? Debes hacerlo tú. Recuerda el artículo que publicaste hace dos años sobre el tema, fue muy elogiado según leí.
     —No. Esa publicación detallaba una aplicación del método, no lo explicaba como tal.
     —Cada neurona artificial recibe varias señales y tiene una salida que obtiene como combinación de ellas a través de pesos con que afecta a cada según su importancia. Esos pesos son en general valores entre 0 y 1 y se determinarán durante el aprendizaje.
     »Por ejemplo: supongamos que hay dos entradas: luz que entra a través de una ventana y luz de una lámpara. La salida corresponderá a la luz del recinto. En la primera experiencia es de día, la luz de la lámpara, aunque estuviera prendida no se comparará con la de la proveniente del exterior. Por lo tanto podría elegirse un valor próximo a uno para primera señal y un valor próximo a cero para la segunda.
     »En la segunda experiencia es de noche y la lámpara está encendida o apagada. Los pesos tenderían a invertirse, pero como ya tiene la primera experiencia, modificará levemente el peso de la primera señal y la segunda recibirá un peso alto (cerca de uno). Luego vendrán más experiencias… Este sistema es trivial, pero es un ejemplo. Finalizará con los dos pesos cerca de uno.
     »Este caso se pudo resolver de forma simple, tan solo con un razonamiento lógico, pero imaginemos más neuronas, muchas más…
Habrá muchísimas señales, una capa de neuronas que va recibiendo conjuntos de señales. Las salidas de cada neurona ingresan a otra capa de neuronas y así por varias capas en un esquema plano o espacial.
     Se deben repetir muchas experiencias para que el sistema determine los pesos. Aprender en definitiva es obtener pesos cada vez mejores que hagan que la salida del algoritmo sea similar a la de las experiencias. De esa forma se tendrán salidas para nuevos eventos sobre los cuales no se ha experimentado.
     Habrá miles o millones de pesos a determinar. Parece obvio que sistemas similares con entrenamientos similares generarán pesos diferentes.
Es interesante observar que si la enseñanza es demasiada, muchas veces sucede que empeora el comportamiento, es decir la nueva asignación de pesos hace que el sistema funcione peor que antes.
—Está bien, deja Tim, veré si puedo explicarlo yo… al menos logré que la página ya no esté en blanco.
—Dime Steve, ¿por qué mientras aprendo a convivir con la gente no estoy en tu casa? ¿No sería más sencillo y rápido? Debes venir hasta aquí todos los días… Ahí viene tu abuela, seguro que con un cuento.  Ella entra en la casa con el carrito de las verduras y comenta: «hace años, cuando llegamos al apartamento era nuestra vecina Mirta quien usaba el carrito. En esa época tendría mi edad. Ella ya no está. Ahora yo hago lo que hacía ella. Como en la Biblia: viene una generación, después otra…»
     Escucho, no respondo, pero ha dicho algo interesante. Nuestra cultura griega: piensa en ideas y en la Biblia hay solo imágenes e historias. Es una manera de pensar diferente.
     Miro a Tim, su comportamiento. No deja traslucir nada, ninguna señal de que sucede en su interior. Imagino entrar en su cabeza y oírlo decir: «él cree que soy una computadora digital, pero no es así…no soy así. Soy más parecido a él que a una simple PC…»

Comentarios

  1. Hola M T! Aunque confieso que me costó entender lo de los "algoritmos neuronales", me gusto la ocurrencia de tu imaginación. Más aún, me sorprendió el final dándole a Tim ese símil humano. Me gustó tu relato. Nos leemos..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Maurice. Días pasados leí una breve historia del tiempo de Hawkins y de una forma muy sencilla muestra, en cortas pinceladas, algo muy complejo. Trato de decir que, lo que llamamos programación se va desarrollando en cada neurona, a través del aprendizaje. No soy un especialista en el tema por supuesto.

      Eliminar
  2. Hola M. T. Andrade:
    Ante todo, gracias por tu visita y tu comentario. Vayamos a tu relato:
    Me interesó mucho el planteo aunque de informática, 0/0... soy una ignorante total, o sea que me pierdo buena parte de las explicaciones y sus implicancias.
    En cambio, "ahí viene tu abuela,seguro que con un cuento..." y " nuestra cultura griega piensa en ideas y en la Biblia solo hay imágenes e historias"... son frases que tocan el corazón y hablan de algo verdadero y profundo.
    Me ha gustado mucho tu relato. Felicitaciones, Nos seguiremos leyendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Juana medina, leer la Biblia es una aventura insondable. Nos habla de tantas cosas, entre ellas de Literatura. Saludos

      Eliminar
  3. Hola M T, tu relato me puso a pensar en que llegara el tiempo en que las máquinas escriban mejor que los humanos, incluso sean vanguardistas, se imaginan?

    Me parecio dificil leer los párrafos en las que se habla de las neuronas.

    Ingenioso que Tim comente: Me gusta utilizar lápiz 6B porque…

    Felicidades y saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, ¿sucederá como con el juego de ajedrez? hace cuarenta años empezaron a entrenar y hoy no hay quien les gane.
      Es un tema interesante y difícil el de la divulgación científica. No es que yo sea un especialista en el tema. Lo reescribiré. Tal vez deba leer más a Kawking, que fue un maestro. Intento ir creando un enlace entre los dos protagonistas.
      Gracias. Saludos.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

LA AVENTURA DE TIM EL ROBOT

Día de la Virgen de Betharram